viernes, enero 26, 2007

Monólogo de V con la Justicia

Hola Bella Dama, bonita noche ¿verdad?

Perdone mi intromisión. Quizás deseaba pasear. O sólo disfrutar de la vista. No importa. Es hora de que tengamos una charla. Ah... Olvidaba que no nos han presentado.

No tengo nombre. Llameme "V". Señora Justicia... Aquí "V". "V"... Aquí señora Justicia.

Hola Señora Justicia.

Buenas noches V.

Ya está. Ya nos conocemos. Soy admirador suyo desde hace tiempo. Oh! Ya sé lo que piensa...

El pobre chico está loco por mi...

Lo siento Madame. No es así en absoluto. La admiraba... aunque a distancia. La miraba desde la calle cuando era chico. Le decía a mi padre: "¿Quién es esa dama?". Y me contestaba: "Es la señora justicia". Y le decía: "¿No es bonita?".

No era sólo algo físico. Sé que no es de esas. No. La amaba como persona. Como ideal. Pero eso fue hace mucho. Ahora hay alguien más.

¿Qué? V! ¿Me has traicionado por una ramera vanidosa de labios pintados y sonrisa incitante?

¿Yo? Disiento! Fue tu infidelidad la que me echó en sus brazos.

Ah-Ha! Te sorprendí, ¿eh? Pensabas que no sabía lo tuyo. Pues lo sé. Lo sé todo. No me sorprendió. Siempre te gustaron los uniformes.

¿Uniformes? No sé de que me hablas. Tu siempre fuiste el único, V...

Mentirosa! Zorra! Ramera! ¿Niegas que te lanzaste a sus brazos y a sus botas?

¿Te comió la lengua el gato? Eso parece.

Te has mostrado por fin. Ya no eres mi justicia. Ahora eres su justicia. Te acostaste con otro. Dos no pueden jugar a este juego!

Snif! ¿Q-Quién es ella? ¿Cómo se llama?

Se llama Anarquía. Y me ha enseñado más que tú como mujer! Me ha enseñado que la justicia es inútil sin libertad. Es honesta. No hace promesas, ni las rompe como tú, Jezabel. Me preguntaba por qué no me mirabas a los ojos. Ahora lo sé.

Adiós querida. Me entristecería por nuestra separación, pero ya no eres la mujer que amaba.

Aquí tienes un regalo final.

Las llamas de la libertad. Qué hermosas. Ahh, mi preciosa anarquía... Hasta ahora no conocía tu belleza.


V en V de Vendetta, de Alan Moore en el Central Criminal Court en Holborn (Londres).

4 comentarios:

japogo dijo...

Gran comic... gracias por recomendármelo en su día, al igual que los Watchmen!! See ya.

Ignacio dijo...

Pues si. Peazo de comic. La peli no esta mal, pero se queda muy por debajo de esta novela.

comiquero anónimo dijo...

Opino lo mismo. Gracias al infatigable comprador de comics que es mi hermano, yo he sido un infatigable lector durante años, jeje. Y es sin duda la mejor novela-comic o como queráis llamarla que he leído. Juraría incluso que he hablado de esto contigo Ignacio...
(qué quieres que te diga, a mí siempre me tiró más el desorden que los vigilantes)

Ignacio dijo...

Si, lo discutimos y yo tambien soy más de los vigilantes. Pero vamos, que de todas maneras son obligatorios los dos.

He dicho.

Y preparaos que en breve os empezaré a dar la chapa con 300... que ganitas!!!