martes, enero 30, 2007

Capital de Escocia. Edimburgo (1)

Un cañonazo en el castillo indicaba que era la una de la tarde, al mismo tiempo que el enorme reloj que coronaba el Balmoral indicaba la 1.05. Cinco minutos de margen para que los más despistados puedan llegar con un poco de margen a la estación de tren. Desde la parte de arriba del autobús mientras cruzaba por Princes Street me alegré infintamente de haber dejado la mañana lluviosa de Londres para encontrarme en un día soleado en el medio de Edimburgo.





Volví. No había bajado del autobús y ya estaba deseando perderme por el intrincado y caótico mundo de la ciudad vieja, saborear una Deuchars (que lamentablemente no puedo encontrar en Londres) y encontrarme con el bueno de Graham para pasar un fin de semana de disfrute y goce en esta maravillosa ciudad escocesa.


No lo negaré. Es una de mis ciudades favoritas. Sus edificos de piedra gris ennegrecida reflejena la luz de una forma increible. En un principio eché de menos el olor de la cebada que suele cubrir la ciudad. Apenas había viento que trajera el aroma desde la fábrica de cerveza, pero en el momento que se levantó una pequeña brisa ya caí irremediablemente en las redes de la ciudad.


Era la misma ciudad pero totalmente diferente. Mi visita anterior fue en el festival de verano de Edinburgo, un festival de más de un mes de duración que llena sus calles con artistas y turistas venidos de todas partes del mundo. Ahora en cambio era una ciudad mucho más dócil, más agradable. Más casera.

Mucho más entrañable de entrar en los viejos pubs de madera rodeado de locales al calor de las llamas de las chimeneas, mientras un pequeño grupo de música celta ameniza el ambiente como melodía de fondo, mientras el resto de los presentes se sienten ajenos, entretenidos en sus conversaciones, en su deguste de whisky. No sería lo mismo si se prestara atención a los músicos. Y ellos tampoco lo requieren. No sonaría igual sin el murmullo de fondo y los sonidos de vasos y jarras en la barra.

Delicioso.


No era este un viaje para verlo todo, así que dejaré a la buena vista de los visitantes el descubrir los misterios de su castillo, el caminar por la milla Real desde la residencia de la Reina y el parlamento Escocés, de subir al Arthur's seat... Nada de turismo. Este era para mí.


18 comentarios:

la Chus dijo...

Qué bonito!
Me gustan mucho las fotos que haces. A ver si me das alguna clase, vale?
Besos ;)

japogo dijo...

Ahhhhh.. esto lo explica todo! Ya me extrañaba a mí que hubiese tardado "tanto" una nueva actualización. Edimburgo, qué callado te lo tenías, don Culodemalasiento.

Virginia dijo...

me has traído a la memoria los 15 días que pasamos en Escocia este verano, y sí, Edimburgo moooooola!!! el primer día pensábamos que olía a sopa,hasta que nos dimos cuenta de que era cerveza, ja ja, umhhh qué ica!

Ignacio dijo...

A sopa?

jajajajaja!!!

Si amigos, me he pasado tres días en Edimburgo, y lo he gozado como una perrilla. Ya os iré poniendo las afotos en pequeñas dosis, para que no os embriagueis demasiado.

Clases de foto cuando quieras Chusilla, aunqeu casi que me voy a Tenerife a dartelas no? Vamos, como abnegado que soy, que a mi eso de la playa no me apetece nada nada nada!!! ;-)

Rachel dijo...

Me se de uno q tendremos q llevarle en viajecitos cortos a conocer Edinburgo, q si con media pinta ya esta contento.... Imaginate tenerle todo el dia con el olor a cerveza cerca de la nariz!!!! :DD

u2k dijo...

que mammon !!! ya me parecia a mi que no estabas conociendo en profundidad a tus nuevos vecinos... ponte un jersey a rayas y cambiate el nombre mamon que pareces el wally de los libros.

pd: envidia insana por supuesto

Ignacio dijo...

La cerveza Cobra es la que mola!!! Pasaselo a Ramón. :P

La envidia siempre insana. Es mucho más divertida. Ciertamente tengo un poco desatendidos a mis flatmates, habrá que arreglarlo otra vez a base de atacar al estómago. Ñam ñam.

Lorea dijo...

Eso eso, tu viaja y saca muchas fotos para luego enseñarnos. Y si necesitas acompañante de viaje... supongo que ningun lector del blog tendra problemas para dicha labor, nos podemos turnar :DD

Ignacio dijo...

O podeis veniros todos juntos!!! :) Realmente es sorprendente lo dificil que es encontrar compañeros de viaje... Es bastante dificil cuadrarlo con todo el mundo. :)

Rachel dijo...

Eso es pq no nos lo prponemos con las ganas suficientes....... jajajajaja

Ignacio dijo...

Cierto... :)

Pero resulta muy dificil porque cada uno al final tiene su vida y muchas veces buscar puntos de encuentro es bastante complicado.

Pero que estoy diciendo!!! Burdas excusas!!! Cuando quedamos!!?

Rachel dijo...

Como alguien muy sabio (bueno, no tanto....) me dijo una vez, ya hay vuelos baratos desde casi cualquier aeropuerto......

Mejor me callo, que esto esta empezando a retorcerse y veo que al final va a ir en contra mia.... ;D

Lorea dijo...

Creo que se te ha olvidado otra pregunta muy importante. Y dónde? :D

Ignacio dijo...

Mmmm interesante.

Proponed proponed!!! Os pongo mi lista:
- Copenhague
- San Petersburgo
- Cualquier punto de Suecia / Noruega / Finlandia (especialmente Estocolmo)
- Cualquier parte de Grecia
- Estambúl (o cualquier parte de Turquía)
- Cualquiera de los paises del Este
- ...

:)

Lorea dijo...

Interesantes lugares. A esos añadiría Croacia y Nueva Zelanda, aunque este ultimo esta algo lejos. Pero por soñar...

Ignacio dijo...

Si, Nueva Zelanda lo vamos a dejar de momento. Jajaja. Por los demás... Mmmmm (vamos a mirar en el cerdito, a ver cuanto nos queda)

SEbas dijo...

estocolmo, gran ciudad!!
ya tengo ganas de volver a veranear en suecia, a ver si este año lo cuadro...
avisa antes, a ver si te puedo decir algo, yo creo que lo vas a flipar por ahi, asi que ya estas yendo palla cuando haga mas calorcillo :)

Ignacio dijo...

Mmmm... Suena Estocolmo en verano? Sebas y yo vamos!!! Se apunta alguien más?